Arte y Cultura

AZULEJOS

Son una presencia constante en la arquitectura portuguesa. Ningún otro país reviste tantos exteriores de casas, iglesias, palacios, etc. Son de origen musulmán, y empezaron a producirse en Portugal a finales del siglo XV. Su apogeo se remonta al siglo XVIII, con el azulejo azul y blanco.
En el Museo Nacional del Azulejo de Lisboa se ilustra su historia, aunque basta viajar en tren por el país, visitar sus ciudades o utilizar el metro de la capital para poder apreciar hermosos ejemplos de este arte decorativo tan característico de Portugal.

Arte y Cultura

AZULEJOS

Son una presencia constante en la arquitectura portuguesa. Ningún otro país reviste tantos exteriores de casas, iglesias, palacios, etc. Son de origen musulmán, y empezaron a producirse en Portugal a finales del siglo XV. Su apogeo se remonta al siglo XVIII, con el azulejo azul y blanco. En el Museo Nacional del Azulejo de Lisboa se ilustra su historia, aunque basta viajar en tren por el país, visitar sus ciudades o utilizar el metro de la capital para poder apreciar hermosos ejemplos de este arte decorativo tan característico de Portugal.
Arte y Cultura

AZULEJOS

Son una presencia constante en la arquitectura portuguesa. Ningún otro país reviste tantos exteriores de casas, iglesias, palacios, etc. Son de origen musulmán, y empezaron a producirse en Portugal a finales del siglo XV. Su apogeo se remonta al siglo XVIII, con el azulejo azul y blanco.
En el Museo Nacional del Azulejo de Lisboa se ilustra su historia, aunque basta viajar en tren por el país, visitar sus ciudades o utilizar el metro de la capital para poder apreciar hermosos ejemplos de este arte decorativo tan característico de Portugal.